Archive for 30 septiembre 2011

Expedientes TEM

30/09/2011

“Es difícil clasificar los textos del libro como ‘crónicas’ en el sentido estricto del término y no como ensayos o notas de opinión. Pero si seguimos a Martín Caparrós cuando afirma que ‘la crónica es una mezcla de mirada y escritura’, entonces, lo que hace Tomás Eloy Martínez es dar a conocer su cosmovisión del mundo y plasmar sus observaciones de una Argentina que parece no cerrar nunca sus heridas y reincidir en los mismos errores del pasado”, dice Ana Laura Caruso a proposito de la reciente publicación de “Argentina y otras crónicas”, un libro que recupera 60 artículos periodísticos (crónica, ensayos, columnas) que TEM publicó entre 1986 y 2009. Se puede leer en el Suplemento de Cultura de Perfil con un click por acá.

Anuncios

Olvidemos todo esto por un rato… y vamonós a navegar al Paraguay

29/09/2011

“El río vio llegar al barco. Pasajeros se reparten sobre arpilleras, hamacas y cajones de mandioca. Barco casa. Personas con cara de río, personas/barco, sinonimia pura, seres de un tiempo anterior. Ciudad flotante de cacharros y recados a la espera de su puerto. La barca no trae a Noé, es más bien profana, pero también lleva todo lo necesario para asegurar la continuidad de la vida en los territorios del pantanal”, dice Gustavo Moure en una crónica que narra el viaje del desvencijado carguero de madera Aquidabán desde la ciudad paraguaya de Concepción hasta los límites con Bolivia y Brasil. “Las venas abiertas de Paraguay” fue publicada en la revista Siete días.dom y se puede leer con un click acá.

Cuando Hebe Uhart se perdió por Irazusta

27/09/2011

“Me pasó una cosa muy graciosa. Me habían invitado al programa de Osvaldo Quiroga, El refugio de la cultura . Ese día también había ido una gente de teatro que me resultó muy simpática y fui con una amiga a ver la obra. En el programa yo había hablado de un pueblo perdido de Entre Ríos, Irazusta. Es un pueblo de 800 habitantes que no tiene nada, no hay hotel, nada. Lo vi mirando la tele. La periodista les preguntó a unas mujeres que cocinaban qué atracción tenía el pueblo. ‘La zorra de la vía’, dijeron. Fue un año que yo no tenía plata para viajar. ‘Eso no debe costar nada, voy a gastar menos allá que en mi casa’, pensé. Así que me fui a Gualeguaychú y me tomé un remís hasta Irazusta. Había una hilera de casas, todas con las ventanas para atrás, para que no les diera el sol. Me dieron la pieza de un chico que se había ido a estudiar. Lo pasé bárbaro tres días ahí. Entrás en todas las casas, hablás con toda la gente. Todas las tardes hablaba con un paisano que me contaba de los animales, que a mí me interesan mucho: lo que hace el caballo, el lechón, qué sé yo. Comíamos en la casa de una profesora de geografía. Éramos 20 y todos habíamos ido por la televisión. Todos chochos, todos en casas de familia. Es un pueblo de campo campo, el diario llega cada quince días. Después en Gualeguay me dijeron: ‘En la perra vida habían pensado los de Irazusta que iban a tener 20 huéspedes’. Yo escribí una crónica de ese viaje. Y eso lo conté en el programa de Quiroga. Y cuando salgo del teatro, me dice una señora: ‘¿Usted es la escritora que estaba en el programa de Quiroga?’. ‘Sí.’ ‘Compré su libro y me convenció de ir a Irazusta. Yo ahora voy a ir con una amiga para allá.’ Estaba por decirle: ‘Mire señora que si le llegan a tocar tres días de lluvia?’. Y hoy me llega un e-mail de la señora: que le encantó, que se metió en todas las casas, que recorrió hasta el último recodo del pueblo. Hizo miles de cosas tres días en Irazusta”, le contó Hebe Uhart al ADN de La Nación, en una entrevista donde (entre otros temas) repasa cómo craneó su libro Viajera crónica. Se puede leer con un click acá.

El cronista en escena

24/09/2011

Una conversación sobre el punto de vista, la construcción del narrador-cronista in situ y su encuentro con el otro (migrante, aborigen) a partir de las estrategias de Lucio V. Mansilla y Martín Caparrós. Participan Ximena Schinca, Ariel Idez y Osvaldo Baigorria, de la cátedra Tao en periodismo, carrera de Comunicación, este miércoles 28 a las 19 en el aula 1 de la Facultad de Ciencias Sociales de la UBA, Santiago del Estero 1029.

¡Viva México, chabones!

22/09/2011

“Aquí hubo grandes cronistas: Walsh, por ejemplo. O Arlt. Y ahora Martín Caparrós, María Moreno, Cristian Alarcón… Desde luego, Tomás Eloy Martínez. Hay algo que tienen en común la Argentina y México y es justamente una gran tradición de cronistas. Y yo creo que esa tradición tiene que ver con nuestras historias nacionales convulsas, anárquicas a veces, contradictorias, lo que forja inevitablemente cronistas que deban dar cuenta de ello, casi inevitablemente”, le contó Juan Villoro a Sergio Di Nucci en una entrevista publicada en el suplemento Cultura de Tiempo Argentino. Se puede leer completa la charla con un click por acá.

¡Honor y gratitud al gran Sarmiento!

20/09/2011

Maestro, escritor, presidente, fabulador, cronista, viajero, ministro, etcétera, etcétera. “La lectura enemiga es una categoría clave en la historia del desplazamiento del Facundo de la política a la literatura. La lectura enemiga siempre lee otra cosa: no la verdad de la obra de Sarmiento, sino sus procesos de encubrimiento y de ficcionalización”, dijo Ricardo Piglia en la apertura de una muestra biblio-hemerográfica sobre Domingo Faustino Sarmiento (se cumplen 200 años de su nacimiento) en la Biblioteca Nacional. Radar Libros publica una minicrónica del evento firmada por Juan Pablo Bertazza que se puede leer con un click acá.

Periplo por las arterias bolivianas

18/09/2011

“Según la historia oficial, los más recientes pobladores de Camiri fueron los Poli, los Rossi, los Vanucci, emigrantes italianos dedicados a la actividad agropecuaria y ganadera. La historia, que es como ese mapa en el que Urundayti no está dibujado, menciona a los guaraníes de pasada: dice que repelieron a los quechuas cuando estos intentaban ampliar sus dominios en el siglo XV; que vencieron a la Corona de España; que luego fueron derrotados por el ejército boliviano en la batalla de Kuruyuki. Apenas menciona que después los patrones de las haciendas se llevaron consigo a muchas de las familias como servidumbre, como trofeo de guerra. Y tampoco dice que los descendientes de esas familias son habitantes de Urundayti”, escribe el periodista vasco Alex Ayala en Las Campeonas de Urundayti, una de las crónicas que integra ‎’Viaje al corazón de Bolivia’, un alucinante proyecto periodístico que recorre todos las arterias (a veces bloqueadas) del país andino para retratarlo. Las crónicas se pueden leer en el diario paceño Página Siete con un click acá.