Daniel Riera: Yo no me sentaría a tu mesa

Un moderador de mesa pierde la moderación, dice este comentario de la Ñ, y escupe para arriba y para los costados (decimos aquí) su crítica a los organizadores que lo invitaron al evento “Narrativas de la realidad”, el 3 de septiembre último, convocadas por el Centro Cultural España en Buenos Aires (CCEBA) y auspiciadas por el gobierno de la Ciudad. La escupida fue certera, limpia y cristalina. Daniel Riera, editor de la revista Barcelona, al abrir la exposición como moderador de la mesa en la que participaban Leila Guerriero y Pablo Plotkin, entre otros, relató la sorpresa que sintió al descubrir no solo que el evento estaba auspiciado por un jefe de gobierno cuestionado por espionaje político, sino que sería inaugurado por Hernán Lombardi, ministro de Cultura que le produce, según dijo Riera, el síndrome de “no me siento a la misma mesa”. Después de exponer sus razones, se levantó y se retiró de la sala, no sin antes dejar a disposición de la audiencia la lista de muertos del 19 y 20 de diciembre de 2001. El acontecimiento casi no tuvo difusión en los medios excepto en los de redes sociales. Después de los agradecimientos de rigor, Riera dijo:

“Yo no sabía que esta jornada estaba auspiciada por el gobierno de la ciudad, un gobierno de derecha al que, si viviera en esta ciudad, yo no votaría jamás, pero al fin y al cabo un gobierno de derecha elegido y reelegido por el pueblo a pesar de que el jefe de gobierno de la ciudad, ingeniero Mauricio Macri, está procesado por espiar a las víctimas del atentado a la Amia, a pesar de haber hecho una brigada para perseguir indigentes a la que denominó, no sin cierto cinismo, Unidad de Control del Espacio Público.

No sabía, tampoco, que el ministro de cultura de la ciudad, Hernán Lombardi inauguraría las jornadas. No tiene nada de malo que un ministro de cultura de la ciudad apoye jornadas como estas. Otro día hablamos de la crisis del Teatro Colón, otro día hablamos de la crisis del Teatro San Martín, otro día hablamos de los centros culturales barriales cerrados bajo la gestión de Lombardi, otro día, pero por favor, hoy no. Debo aclarar que mi mayor problema con Lombardi no se relaciona específicamente con esta gestión porteña, sino con su gestión como ministro de Turismo del Gobierno de Fernando de la Rúa. El problema imposible de resolver es que pienso en Lombardi y me vienen a la mente 38 cadáveres.

Hernán Lombardi me genera un síndrome personal que los Fabulosos Cadillacs definieron en una canción como “Yo no me sentaría en tu mesa”. El plato en este caso -si entendemos como “plato” a estas jornadas y a los temas que aquí se debaten – se presume como apetitoso y los comensales son encantadores. El problema grave es la mesa. Entre el 19 y el 20 de diciembre de 2001, el gobierno de Fernando de la Rúa, el gobierno que integró hasta el último día el doctor Lombardi, el gobierno al que yo mismo voté en un acto de profunda estupidez del cual me siento responsable, asesinó a 38 personas en el marco del Estado de Sitio decretado para poder asesinarlas luego sin mayores inconvenientes legales. Imprimí la lista de asesinados para que ustedes puedan leerla: creo que parte de la misión cotidiana de nosotros, los cronistas argentinos, consiste en recordar de tanto en tanto a los 38 asesinados del 19 y 20 de diciembre. No sé si a Lombardi le asisten responsabilidades penales por esos 38 muertos. No dudo que le asisten responsabilidades políticas.

Quizá deberíamos elegir mejor los lugares que elegimos para discutir sobre nuestro oficio, no sea cosa que terminemos desvirtuando las razones por las cuales lo ejercemos”.

El discurso se publicó por entero en Lavaca, junto a videos del evento, y la mencionada lista de muertos en la revuelta del 2001 que se entregó a la audiencia y que puede consultarse aquí.

Last but not least: imperdible este video sobre las últimas palabras de Riera, el momento en que se levanta y se va, los aplausos que arrancó a la audiencia y los comentarios entre incómodos y cancheros de algunos de los participantes de la mesa, huérfanos de moderador, que intentan aliviar con risitas sobradoras el mal trago.
______________________

P.D. Debe notarse que la canción de Los Fabulosos Cadillacs aquí referida tiene un error en el título. Es “a tu mesa” y no “en”. Dan ganas de gritar: estudien o al menos googleen un poco, burros! Corrección al margen.

3 comentarios to “Daniel Riera: Yo no me sentaría a tu mesa”

  1. Melani Noguer Photos Says:

    Estuve ahí… mientras algunas personas silbaban las palabras de Riera, otras se quedaban perplejas ya que parecían desubicadas en ese entorno con tinte político. No está mal defender las convicciones desde las tripas! pero tampoco es correcto hacerlo faltando el respeto a los otros, ya que en este caso los panelistas se quedaron sin moderador. Siempre habrá lugar para hacer oir nuestra voz como periodistas, como personas… pero no somos justicieros. Finalmente, los panelistas se automoderaron, no fue nada problemático por supuesto. Y luego, llegó la explicación del director del CCEBA, quien explicó que no recibieron el favor de ningún integrante del gobierno porteño y detalló los euros invertidos y por invertir en el CCEBA. Creo que la tarea está cumplida, estas charlas de crónicas de la realidad sirvieron para generar un despertar… siempre según el lado en el que nos paremos para observarlo.

  2. Agustina Says:

    http://lavaca.org/notas/yo-no-me-sentaria-en-tu-mesa-ii-38-cadaveres/

  3. amy wynehause Says:

    “no somos justicieros”…..la verdad es que se nota

    si un periodista no es un justiciero, que es? quienes son justicieros en nuestra sociedad, a quien le cabe ese calificativo? quienes tienen el imperativo moral de serlo? o quienes tendrian ? ensayo alguna definicion de periodista :
    facilitadores de infopublicidad (facilitador en el sentido del q permite a otro intoxicarse) canjeadores, aceptadores de dadivas, catadores de vinos , cronistas, informadores, y si justicieros . la verdad , l ode no somos justicieros me suena a la cobardia congenita de la clase media….la gente mas valiente q conoci era la q mas tenia para perder, los que menos fueron los mas cagones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: