El asadito

“Asado en la ESMA fue el título catástrofe con que la falta de imaginación polémica volvió, como tantas veces, a buscar la metáfora que quedaba a la vuelta de la casa. El como si dejó flotando la asociación entre el asado criollo –la provocación no habría rendido tanto si el ministro de Justicia, Julio Alak, hubiera hecho una bagna cauda o un gazpacho– y la carne humana gaseada y cremada (en Auschwitz), la imagen del ágape de unos vivos pisando el mismo espacio en donde miles de NN dejaron el ADN de su suplicio.” María Moreno escribe sobre las políticas de la memoria en la Argentina. Se lee en el Soy de Página 12 por acá.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: