#NiUnaMenos

Crónicas, opiniones y testimonios de la multitudinaria marcha de ayer en la Argentina.En el matutino Página 12, Horacio Cecchi cuenta que “A las tres de la tarde, el escenario que daba la espalda al Congreso y miraba hacia el largo de la Avenida de Mayo, presentaba un aspecto ajetreado. las organizadoras reunidas en grupitos charlaban, se movían, empezaban a recibir algunos familiares de víctimas de la violencia machista que irían ocupando un lugar dentro de un sector vallado al pie del escenario. Detrás, una de las dos pantallas de video todavía apagada, y de fondo los carteles en colores con los 5 puntos del documento cuyo contenido convocó al acto. Pero, toda la carga de adrenalina estaba puesta en lo que ocurriría una hora más tarde. No tanto cómo se desarrollaría el acto en sí, que ya había sido arduamente discutido, y consensuado en un clarísimo ejemplo de cómo alcanzar el punto de equilibrio entre tanta diversidad de opinión. No. La adrenalina estaba puesta en el allá del escenario, en la respuesta de las mujeres, de las pares, las iguales pero diferentes, las víctimas de la misma cultura, las potenciales víctimas que ya no quieren serlo.” Sigue la crónica por acá.

La escritora Claudia Piñeiro escribe en La Nación: “Era temprano, pero después de la avenida Córdoba nos dimos cuenta de que los que caminaban a nuestro lado iban al mismo sitio que nosotras. Después de Corrientes, la calle ya era una marea humana. Marchamos primero con un grupo de la Facultad de Medicina de la UBA. Y después acompañando a la mamá de Brenda, a la que mataron hace unas semanas. Y luego junto a una chica que repartía volantes con la foto del policía que había violado a Iara Carmona de los 11 a los 15 años y que había sido absuelto. Al llegar a la plaza ya no pudimos avanzar. No sabíamos quiénes eran los que nos rodeaban, no conocíamos su ideología política. No había cantos ni gritos, sólo aplausos. Y la convicción de que cada uno de nosotros nos habíamos hecho cargo de la parte que nos toca. Y que exigiremos a quienes deben hacerse cargo de la suya que lo hagan.” La columna completa por acá.

En la web de Marcha, Nadia Fink y Bontempo, quienes participaron de la marcha, afirman: “Cuando hablamos de feminismo popular, hablamos de igualdad de géneros. No de poner las cosas al revés, aunque sí de revertir la situación. La sociedad patriarcal en la que vivimos es la misma a la que denominamos capitalista, explotadora, desigual y una larga lista de adjetivos. Por tanto, en esta dominación cultural que ejercen quienes detentan el poder de manera hegemónica, tanto hombres y mujeres somos víctimas. Algunos y algunas con conciencia de esto, aunque no siempre es así.” Se lee completo por acá.

En el diario Tiempo Argentino, Natalia Páez dice: “El de ayer era un llamado a poner el cuerpo. A estar. Porque la presencia física de los cuerpos en la calle no es sustituible por nada. Miles y miles estuvieron en la calle, muchos con carteles en alto que marcaban con nombres propios las ausencias. Estaban los cuerpos presentes y los ausentes. La misma consigna: #NiUnaMenos.” Completa la columna por acá.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: